Muestras de Sabiduría del Imam Ar-Rida (P)

Muestras de Sabiduría del Imam Ar-Rida (P)

“Si preguntasen: “¿Por qué se le ordenó a la creación reconocer a Dios, a Sus Mensajeros, a Sus Evidencias y todo cuanto ha venido de Su parte, Poderoso y Majestuoso?, se debe responder: por varias causas. En primer lugar, porque quien no reconoce a Dios, Poderoso y Majestuoso, no deja de desobedecerle, ni deja de cabalgar los grandes pecados, ni se cuida ante nadie de los deseos, disfrutando de la corrupción y la opresión. Cuando la gente se conduce de este modo, y cada hombre comete lo que quiere y desea sin tomar en cuenta a nadie, tenemos como resultado la total corrupción de la creación, pasando unos por encima de los otros. Así se usurpa la intimidad y los bienes; se derrama la sangre; se deshonra a las mujeres y se matan unos a otros sin motivos ni culpa. Esto provoca la ruina del mundo, la aniquilación de la creación, la pérdida de la agricultura y de la generación. Pues no tiene lugar la prohibición de lo corrupto y la exhortación de lo correcto, ni el impedimento de la deshonestidad, excepto después de conocer a quien ordena y veda. Si la gente fuese eximida del reconocimiento a Dios, no se consolidaría la exhortación al bien ni la prohibición de la corrupción, pues no habría nadie que ordenase y prohibiese.

En segundo lugar, la gente puede corromperse debido a los asuntos secretos y ocultos que realizan sin ser vistos. Si no hubiese un reconocimiento a Dios y temor a El en la intimidad, no habría nadie que teniendo al alcance sus deseos y estando en privado, se abstuviese de la desobediencia, se cuidase de lo prohibido y evitase los grandes pecados. Y si esto ocurriese, resultaría la aniquilación total de la creación. Entonces, la consolidación de la gente y sus intereses se logra reconociendo a un Sabio informado, que conoce lo oculto tanto como lo manifiesto, que ordena lo correcto y veda lo corrupto sin que nada se le oculte. Así se evita todo tipo de corrupción”.

2) En un debate con cristianos, el Imam Ar-Rida (P) les dijo: “Sólo criticamos de Jesús (P) su debilidad en la devoción y su escasez de ayuno y oración..” El cristiano le dijo: “¡Por Dios! Has denigrado tu ciencia y debilitado tu argumento.. Dices que Jesús ayunaba y rezaba poco, mientras que él siempre permanecía en ayuno y en oración nocturna”. Entonces el Imam (P) le replicó: “¿Y para quién ayunaba y rezaba?” El cristiano (que sostenía la divinidad de Jesús -P-) se quedó callado y no supo qué responder.El Imam Ar-Rida (P) tuvo la posibilidad de realizar una abierta difusión de las enseñanzas shiítas, aumentando en gran medida el número de los seguidores de la Gente de la Casa. Su prestigio fue tan alto, que los Imames posteriores fueron conocidos con el nombre de “Ibn Rida”, es decir, “hijo de Ar-Rida”y se los llamaban así para destacar su mérito y jerarquía ante la gente.

* * *

Algunas de sus Sabias Palabras

Para obtener una mejor remuneración y aprovechamiento de la sabiduría del Imam Ar-Rida (P) a continuación recordamos algunas de sus sabias palabras:

“El hombre se esconde bajo su lengua; entonces cuando habla, se da a conocer”.

“La administración y esperanza que tengas antes de iniciar un trabajo, te protegerá del arrepentimiento”.

“Mantener relaciones con los pérfidos y ruines, ocasiona que la persona se vuelva pesimista en cuanto a los benévolos y honestos”.

“La enemistad con los siervos de Dios es una mala provisión para la otra vida”.

“La persona que conozca su valor y su rango, nunca entrará al Infierno”.

“El obsequio, limpia el rencor del alma”.

“El día del Juicio Final se encontrará más cerca de mí aquél que en el Mundo tenga buen carácter y sea benévolo hacia su familia”.

“Aquél que traicione a un musulmán no es de los nuestros”.

“Cuando el creyente se enoja, su ira no lo hace ser injusto”.

“Dios Todopoderoso aborrece la bulla, el derroche, el preguntar en demasía y sin razón”.

“Ser bondadoso con la gente representa la mitad del intelecto”.

“Los trabajos más dificultosos son tres: tener equidad y ser veraz aunque sea en tu contra, recordar a Dios en cualquier postura, compartir la riqueza con tus hermanos de fe”.

“El hombre con generosidad come de la comida que otros le preparan para que los otros coman de la que él prepara”.

“El Sagrado Corán es la palabra de Dios, no lo pases por alto, y no busques la dirección en algún otro que serás de los extraviados”.

comentarios

Deja un comentario

* Los campos marcados con un asterisco deben sin duda tienen valor.